Trabajo Creativo

I.                   Del Croquis a la obra acabada.

En trabajos con mayor desarrollo creativo, en trabajos por encargo, que no implican necesariamente la copia directa del modelo o hacer una obra artística propia, el artista o el profesional,  utiliza el dibujo para elaborar y madurar su obra, desde la primera idea hasta la obra final.
Para llegar a una obra definitiva bien sea; pintura, escultura, arquitectura, diseño.
En el A´mbito del diseño, hay diferentes niveles, o pasos; desde el briefing o documento escrito que se entrega al diseñador, junto con el material de referencia; imágenes, estética, ejemplos,..etc., que detalla un conjunto claro de objetivos que debe cumplir el diseño. 
Cuando ya se ha hecho una labor de investigación, búsqueda de información, antecedentes de obras o trabajos similares ya hechas, elementos inspiradores,.. Se procede a la fase de Búsqueda gráfica, en la que intervienen distintos tipos de dibujo. 

I.A.           Croquis 1

El término “croquis” hace referencia a un dibujo sin detalle; el primer pensamiento de una composición se traduce normalmente en un croquis, son los primeros pensamientos, en la búsqueda de la idea, el primer  concepto. 
Bosquejo; Es rápido y seguro utilizando líneas simples. Sirve para acumular ideas y materiales que luego se seleccionarán. El bosquejo descarta elementos menores; es un dibujo hecho sólo con los trazos fundamentales y sin “precisión”.

Esbozo: Dibujo o pintura hecho rápidamente, sin detalles. Bosquejo sin perfilar y no acabado,  está imbuido de la atmósfera de lo que representa y la vitalidad de sus líneas nos comunica directamente la superioridad técnica y el sentir del artista. Es la representación mínima de una forma o conjunto de ellas reduciendo la figura o composición a los elementos esenciales. El objeto o tema a representar se simplificará al máximo, pudiendo llegar al símbolo.




Croquis acotado. En un croquis se pueden definir las proporciones de la pieza de una manera clara y ordenada, en él definimos la organización bidimensional de las distintas partes de la pieza y las divisiones exactas de una forma de partida.
También podemos usar el concepto croquis en el ámbito del diseño industrial o del dibujo técnico como el dibujo de un objeto o pieza industrial realizada también a mano alzada, definiendo todos los datos y dimensiones del objeto de una manera clara y ordenada a lo que se denomina croquis acotado.  se definen las partes de este perfil de vasija.

I.B.            Esquema 2

Son los dibujos que nos permiten profundizar en las figuras analizándolas partiendo de su estructura básica bidimensional :



O tridimensional, en este caso se trataría de un esquema de la estructura tridimensional:

Esquemas compositivos: Son fundamentales en las primera fases del maduración de una obra artística; dibujos esquemáticos para la composición general, buscando un orden del conjunto, relacionando todos los componentes qué integrarán la composición. El esquema compositivo organiza la distribución de los elementos atendiendo al recorrido visual, que se produce a consecuencia del ritmo que los distintos  tamaños, contrastes, distancias, formas, etc.… genera, ordenando, aportando unidad expresiva y compositiva a la imagen. Ver esquema compositivo de un cuadro de Néstor.


Esquema tonal: Separa áreas generales de un mismo valor tonal o de luminosidad, el esquema tonal es una simplificación de los efectos de claros y oscuro que se producen en el modelo bajo una fuente de iluminación, a esta síntesis también se le llama emblocado; se observa como las masas de grises afectan a la composición. 



I.C.            Boceto 3

Esquema o proyecto con el que se define cualquier obra; los bocetos son los dibujos previos a la obra de arte, donde se plantean y resuelven los distintos problemas que surgen en la obra artística (pintura, escultura, cerámica, etc.). En él se integran todos los pasos anteriores y puede estar secuencialmente antes y/o después de los dibujos de estudio.
Son interesantes los bocetos de Bernini realizados sobre papel, previos  al boceto tridimensional, en barro y antes de la maqueta a escala natural. Por último, la obra escultórica definitiva. En el boceto al igual que el bosquejo, en este último con más concreción, quedan expresadas las intenciones estéticas, la personalidad y calidad gráfica del artista.

I.D.           Estudios 4

La figura humana, y de manera muy especial la cabeza, ha sido en épocas pasadas objeto de múltiples representaciones por parte de artistas y dibujantes, para captar los verdaderos rasgos distintivos de cada persona la mejor práctica consiste en la ejecución de apuntes desde diferentes puntos de vista hasta elegir aquella pose o gesto que resulte más adecuada a nuestro objetivo.


El estudio también puede considerarse como el trabajo de resolución de problemas de encajado, de relación entre las partes desde un punto de vista; en los estudios se puede estudiar también el color, la relación entre los valores de grises etc... Existen estudios de los detalles que intervendrán en la obra definitiva, a la derecha se observa un estudio de manos.

Abajo, Leonardo da Vinchy hace un estudio científico de anatomía.
Apunte del natural: Se hacen generalmente de forma rápida y suelta, y casi siempre en formatos menores, sobre temas que en la mayoría de los casos se desarrollan después en otros trabajos. Abarcan desde retratos a paisajes y muchas veces se consideran dibujos definitivos por la frescura y fuerza expresiva de su trazo.( Ver  apunte del natural de Joaquín Sorolla)




I.E.             Modelo a escala 5

A medida que se va teniendo claro el resultado, y conseguimos una unidad compositiva, tras explorar e investigar en los elementos y recursos compositivos se pasa del proceso de abocetado a la realización de un modelo muy similar y a escala reducida de la obra final (escultura o pintura).Ver ejemplo en la obra de Gabriel Vilanova Perelló.(Ilustración 22)




 Resumen del proceso gráfico desde la primera idea hasta la obra definitiva.



I.E.a.                   Escala y proporción.

Es la relación entre la realidad o, en este caso, la obra definitiva, y el modelo a escala de tamaño menor. La escala se expresa mediante una fracción, en el numerador se pone una medida del dibujo o modelo a escala. (Ilustración 22 imagen B1), y en el denominador la medida de ese mismo elemento en la realidad o en la obra definitiva (Ilustración 22 imagen B1) expresándose matemáticamente del siguiente modo:
Escala= dibujo / realidad
Cuando tengamos la fracción deberemos reducirla dividiendo el numerador y el denominador por el número que sea más chico de los dos, obteniendo tres tipos de escalas, según sea el tamaño de nuestro dibujo o modelo a escala respecto al objeto real u obra definitiva:
a) De Reducción: si el dibujo es menor que la realidad, se expresa:
Flecha izquierda: B  =  B1 / VEb) De Ampliación: Si el dibujo es mayor que la realidad, se expresa:
Flecha izquierda: B x VE  =  B1c) Natural: Si el dibujo y la realidad miden lo mismo, se expresa:

a)          Valor de la escala

Al dividir el numerador entre el denominador de la razón o fracción de la escala, obtendremos el valor de la escala (VE), nos dará un número que podrá ser, según el tipo de escala:
b) Un numero decimal comprendido entre 0 y 1 cuando es de reducción.
c) Un numero decimal o entero, mayor que uno cuando es de ampliación.
a) El número 1 cuando la escala es natural.
Toda medida  “B” de la realidad  o de la obra definitiva, que multipliquemos por el Valor de Escala VE nos dará la medida equivalente en el dibujo o modelo a escala, B1, (Ver Ilustración 22) B x VE  =  B1
Y, al contrario cualquier medida del modelo escala dividida por el Valor de Escala, nos dará la medida en la realidad u obra definitiva  B  =  B1 / VE

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Aporta tus sugerencias.